26/4/14

Serie 2000A del metro de Madrid

A mediados de los 80 todavía circulaban en el metro de Madrid trenes clásicos de avanzada edad, que llevaban en servicio desde las sucesivas inauguraciones de las líneas 1 a 4, en la primera mitad del siglo XX, y que ya necesitaban ser sustituidos. De ello se encargó la serie 2000, compuesta por más de 250 unidades de dos coches, conocidas popularmente como pandas.

Fueron entregados en seis remesas, que a su vez se podrían dividir en tres grupos en función de algunas diferencias que presentan entre sí:

  • Primera remesa, también conocida a veces como preserie: seis unidades que entraron en servicio en 1985 y actualmente están retiradas. Coches numerados del 2001 al 2012.
  • Segunda remesa (1985-86): 25 unidades, del 2025 al 2074. Una de ellas fue convertida a Vehículo Auscultador de Instalaciones.
  • Remesas tercera a sexta (1986-1995): 240 unidades, con sus coches numerados desde el 2101 hasta el 2702. Los coches desde el 2201 hasta el 2300, ambos incluidos, por alguna razón, no existen. 

La composición, en todos los casos, es de dos coches, ambos motores con cabina en la primera remesa y un motor y un remolque, también con cabina, en todas las demás.

El interior está basado en los colores crema para paneles laterales, negro para suelos y marrón para barras y techos. La cara interior de las puertas actualmente está pintada de rosa, pero antiguamente iba pintada de naranja o rojo, según el color exterior del tren.
En las dos primeras remesas, el marrón de las barras es algo más claro, existen más barras verticales, los paneles de las paredes tienen una forma algo distinta y los interfonos de alarma son redondos. Las remesas tercera a sexta son idénticas entre sí, con las barras más oscuras, sin barras verticales separando cada grupo de dos asientos y con los interfonos rectangulares.

En la actualidad, todos los trenes de la segunda remesa y algunos de la tercera y la cuarta se encuentran reformados de interiorismo al estilo de la serie 3000, con suelos y asientos azules y puertas, paneles y techos blancos. Existen dos variantes de la reforma, una con unos asientos idénticos a los de la serie 3000 y con las barras de color amarillo, y otra en la que los asientos son parecidos a los de las series 7000 y 9000 y las barras anaranjadas.

A modo de curiosidad, en algunos coches, la barra de techo más próxima a la cabina de conducción solo ocupa la mitad del ancho del coche o directamente no existe. Esto se hizo para evitar que la gente rompa la puerta de la cabina, que está situada en el lado derecho, columpiándose de ella. En coche 2594 tiene, solo en esta “plataforma” de puertas, una barra vertical en el centro, como las series modernas.

A partir de 1997 entró en servicio una séptima remesa de la serie 2000, con un diseño completamente distinto y conocida como 2000B, que se puede ver aquí.

La serie 2000A ha circulado en todas las líneas de gálibo estrecho: 1, 2, 3, 4, 5, R y, antiguamente, 8, 10 y 11, estas últimas de gálibo ancho (salvo el tramo sur de la 10), pero servidas con trenes de gálibo estrecho en la época. Actualmente, tras la llegada en 2006 de la serie 3000, se ha visto progresivamente desplazada y ya solo la podemos encontrar en las líneas 1 (remesas tercera a sexta) y 5 (segunda remesa, y compartiendo línea con la serie 2000B), en ambos casos en composiciones de seis coches formadas por tres trenes de dos, indeformables en el caso de la línea 1 debido a que llevan el sistema CBTC.

En origen, los trenes de las dos primeras remesas venían pintados en colores blanco y naranja. Los trenes de preserie no tenían ventana en la puerta lateral de la cabina.





Los trenes de las otras cuatro remesas ya traían la decoración en blanco y rojo que también se aplicó, con variaciones, en las series 300, 1000, 5000 1ª y en algunos trenes clásicos. Algunas unidades de las dos primeras remesas también fueron repintadas de esta forma. 






A finales de los 90, igual que el resto del parque móvil, la serie 2000A recibió los colores blanco y azul. En esta época también fueron dotados de aire acondicionado. 




Por último, algunas unidades que han sido repintadas a partir de 2010 han conservado el esquema de colores, pero con las puertas azules.



4 comentarios:

  1. Como molan tus recortables ,y el 2000 panda naranja es la leche, los 80´s en miniatura :)

    ResponderEliminar
  2. Ya se conoce que soy un poco pesado jeje, pero es que tus recorta les son magníficos. Mis ideas/consejos no te los tomes a obligación de hacer ya, solo son pequeñas ideas para, pues cuando se pueda y haya ganas. Además, como me comentaste que no vives en Madrid, pues me parece una buena forma de "estar a la última". Hay los panda que recuerdos. Para el futuro, aún que se que es complicado por las pocas fotos que hay, molaria el VAI

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para nada eres pesado, ya digo que agradezco los comentarios. De vez en cuando sigo subiendo a Madrid para visitar a familiares y amigos y de paso veo cómo está el metro y los transportes en general, pero ya no es como cuando vivía allí y cogía el metro dos o cuatro veces al día para ir a estudiar o trabajar.
      El problema del VAI no es la falta de fotos, sino que tiene un esquema de pintura muy complicado para reproducir, con muchos colores, trozos del plano del metro, logos imposibles de conseguir...

      Como curiosidad, me he encontrado ya tres veces con el VAI en mis esporádicos viajes a Madrid, una en Príncipe Pío L10 y otras dos en Gregorio Marañón L7, siempre a última hora de la noche. Una de las veces ni siquiera pusieron el letrero de "no admite viajeros", sino que aparecía con sus minutos como si fuera un tren de viajeros cualquiera. Lo malo fue que me tocó comerme el doble de espera, y a esas horas no es que haga gracia.

      Eliminar
    2. yo al VAI me lo cruce una vez en L5 a eso de las 12 por alameda, la unica vez

      Eliminar